.

.
.

jueves, 17 de mayo de 2012

Un encargo especial.

A veces la vida es dura, muy dura, pero la niña a la que va destinada esta Lupita es especial, ha luchado con fuerza, con ganas y ahí está alegrando de nuevo la vida de sus padres. Su peluche de Lupita la acompañó en esos momentos difíciles y ha sido una gran responsabilidad hacerla en fieltro... pero aquí está el resultado, espero que le guste y que le acompañe para siempre, pero no en los malos momentos, sino en los buenos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada